el incomprensible mundo de gabriel revelo
Just another WordPress.com site

Cursis Arrepentidos y Abandonados Anonimos AC.

 
Estoy a punto de tomarme un Yogurt liquido Lala de durazno. El problema es que su fecha de vencimiento es hoy. Seguramente nada me pasará ¿o quién sabe?, habrá que tomar (literalmente) el riesgo.
 
Admitámoslo, el amor es como un yogurt. Si lo tomas a tiempo es muy rico. Pero en cambio, una vez que ya venció su caducidad nos sabe amargo, huele mal y hasta nos provoca asco (eso sin contar la infección estomacal que muy probablemente contrariamos). Estar enamorado, por lo tanto, es acceder a una existencia paralela, en la que lo más cotidiano cambia para ponernos todo de cabeza. De pronto uno se nota haciendo o diciendo cosas que en su estado de ‘sobriedad sentimental’ jamás osaría.
 
Obviamente a mi también me ha pasado, sólo que a diferencia de cualquier simple mortal, yo siempre acabo haciendo el ridículo o equivocándome en algún insignificante detalle que después, oh sorpresa, era todo. Por eso nunca te fíes de alguien enamorado, pues no esta en sus cabales.
 
¿Qué pasa cuando estos sentimientos que algún día nos hicieron ver todo de color de rosa se esfuman?. Supongo que normalmente se van diluyendo con el tiempo, pero ¿y si hay pruebas de nuestra demencia amorosa?. Precisamente una de estas tardes, mientras revoloteaba mi cuarto me encontré con el sobre de marquilla (tamaño carta, color amarillo) que hace casi un año me hizo llegar una ex novia. Sucede que la ‘Srita. Nostalgia’*** se quedó con uno de mis libros favoritos. Tras meses de pedírselo se hartó y me lo regresó en el sobre, junto con fotos y un montón de cartas que años atrás yo le había escrito.
 
Anduve con ella dos veces. Muy poco si consideramos que estuve enamorado de ella tres años. Tiempo suficiente para escribirle poemas, diez mil cartas, recaditos, dibujitos y cuanta idea me venía a la cabeza. Creí que eran poco menos que obras de arte, muestras de un amor tan puro y tormentoso que me obligó a escribirle las cosas más lindas del universo a mi musa. Por eso no quise tirarlas, ya que según yo, aquellas palabras debían ser retomadas algún día. Y bueno, para qué negarlo, la simple idea de volver a asomarme a esos sentimientos me daba miedo: uno nunca sabe como reaccionara ante los fantasmas del pasado. Ante la amenaza de desmoronarme de recuerdos, preferí dejarlos olvidados debajo de mi colchón.
 
Ahora que finalmente me anime (más por aburrimiento que por curiosidad) a explorar el contenido del sobre no sentí tristeza, tampoco nostalgia o ganas de regresar el tiempo. ¡Lo que sentí fue pena por la cantidad de cursilerías y miel que cada renglón que las decenas de cartas contenían!. No pude leer más de cinco sin sentir ganas de quemar aquellas evidencias culposas que a los cuatro vientos gritan que mis frases de enamorado son más densas que cualquier dialogo de telenovela de Adela Noriega. Gracias a Dios nadie más estaba presente en aquel momento en el que apuesto, se me subieron los colores al rostro. ¿Tan grave en mi fue la epidemia del romance, que prácticamente me desconocí en aquellas hojas de colores?.
 
Comienzo a dudar que el estado ideal del hombre, o al menos uno de los que más idealiza, sea el estar enamorado, pues por si fuera poco el desgaste que puede significar en su momento cortejar a alguien, corriendo el siempre latente riesgo de terminar bateado, abandonado o engañado, además, tiene uno que estar aguantando los ridículos que las epístolas de aquellos días dorados nos hacen pasar.
 
¿En que momento la miel se nos vuelve amarga y la vergüenza transforma las cenizas de aquel estado que antes nos empeñábamos en gritar a los cuatro vientos?
 
La próxima vez que me enamore trataré de no escribir tanto, no vaya a ser que después tenga que cargar con la pena de otro sobre amarillo de cursilerías indecibles. Disculpen ustedes, me tomé un yogurt que venció hace mucho tiempo, creo que voy a vomitar.            
 
 
*** para más referencia de este endémico personaje, favor de leer las entradas ‘El maldito Hi5’ (9-Dic-06) y ‘Feliz Aniversario Señorita Nostalgia’ (5-Nov-06) de este blog.   

4 comentarios to “Cursis Arrepentidos y Abandonados Anonimos AC.”

  1.  
    Jajaja…
     
    >u<
     
     

  2.  
    Jajaja…
     
    >u<
     
     

  3.  
    Todavía no entiendo proqué si sólo comento una vez, aparecen dos comments…
     
     

  4. ni idea, pero se ve bien!!!! como si tuviera muchos ja ja…
     
    cuídate y suerte con tus pruebas de esta semana.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: