el incomprensible mundo de gabriel revelo
Just another WordPress.com site

El consejo de Alondra

Sucede que esta tarde, verdaderamente tenía ganas de escribir. Los temas sobraban: La repentina muerte de Steve Irwin ‘El cazador de cocodrilos’ (yo era su fan), el decreto del TRIFE sobre el triunfo de Felipe Calderón, la terrible lluvia que anoche cayó sobre la Ciudad de México, el retiro de André Agassi, la forma en la que AMLO mando al demonio a todas las instituciones mexicanas, etc. Pero ¿no sería pecar de oportunismo?. Me pongo en el papel de aquel que entra por casualidad, gusto o mala suerte a este blog y se encuentra con las mismas noticias de siempre. Aquellas que puede leer en cualquier periódico del día, o que sin duda encontrará en el noticiero de las diez y media de la noche. Puedo hablar de lo mismo que los periodistas y comunicadores de renombre, con una excepción: no creo tener su brillantez, o mejor dicho, las palabras que enganchen y seduzcan al lector.

Esto lo comprendo al momento en el que por motivos de trabajo estoy inmerso en historias de prostitución y religión de una zona de la merced. Dedicarme a este reportaje (que espero, se publique en un mes) me ha tenido parcialmente alejado de este, mi espacio en Internet, al que por cierto le he agarrado un gran cariño, por lo que ni en sueños pienso descuidarlo.

Entonces, pensando sobre que tema quería escribir, mi mente se desvió de idea en idea, y terminé con un pensamiento bastante perturbador en la cabeza: Me estoy perdiendo. Muchas de las acciones que he dicho o llevado a cabo en los últimos días han sido un poco monótonas. Ya sé que no soy una monja de la caridad, pero no es agradable descubrir que el odio y el rencor últimamente me ha guiñado mucho el ojo. No sé a qué se deba, pero he estado más susceptible al mal que de costumbre. O igual ni siquiera al mal, sino que la monotonía de tener un corazón sin par hace que a veces deje de apreciar el azul del cielo y encontrarlo como un espectáculo sin igual.

En esas estaba, cuando recordé el contenido de un mail que hace una semana me mandó mi amiga Alondra. A ella la quiero mucho, sobre todo a últimas fechas, pues es como una guía que muchas veces me dice por dónde ir, o me explica cosas que a veces uno como hombre no entiende. En fin, ella es mi amiga desde la Universidad, y vive en Zihuatanejo, por lo que casi no la veo. Mi comunicación con ella es vía correo electrónico. ¿Cómo les explico? ella tiene cierta sensibilidad que la mayoría de las personas no tiene y con la cual me identifico. Por eso cada que leo algo de ella me siento halagado, disfruto mucho sus ideas, sus pensamientos y su cariño hacía mi. La última vez me escribió esto:      

“Espero que tu corazoncito siga chambeando, no le permitas que se siente a descansar por periodos muy largos pues después la pereza te puede invadir todo, desde los ojos para mirar la luz, los colores, la nariz, para apreciar el olor de ese perfume que sin querer oliste en la calle y que te remontó a momentos mágicos, hasta el tacto de una piel bastante tersa..como las que salen anunciando la Lubriderm… jajajajajaja en fin, no permitas que la pereza del corazón te invada todo, así es que ponlo a trabajar, enamórate mas de tus letras, de tus días, de tu familia, de ti…”

¡Y ahí esta la clave!, hacer todo con amor, y mirar todo sin perder la capacidad de admirarnos. Hay que trabajar mucho el alma. Crear, crear y crear. Tonterías si se quiere, pero no parar. En general intento ser así, pero a veces se me olvida, y sufro y se me va la creatividad (y la felicidad). Entonces vienen ángeles como mi amiga Alondra para jalarme las orejas y recordarme que todo a mi alrededor es un milagro. Si llegas a leer esto, te doy las gracias desde lo más profundo de mi corazón por tu esencia que traspasa distancias.

Anuncios

Ninguna respuesta to “El consejo de Alondra”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: